Destacado
Home > Eventos > Expedición al Games Day UK

Expedición al Games Day UK

Hoy os presentamos una crónica del pasado Games day Ingles que nos ha cedido amablemente nuestro corresponsal Gaditano Francisco, conocido en los entornos frikosos como Wolfbane. No es solo una crónica del evento en sí, sino de toda la aventura que conlleva realizar una incursión a la pérfida Albión!!! Así que esperamos que os resulte útil. ¡Gracias Wolf!


Mucho había escuchado durante todos estos años jugando a los kekos, sobre la magnificencia del Games Day inglés, Games Day por excelencia entre todos los GamesDay del mundo.

Es habitual en mis viajes al extranjero pasar a visitar las tiendas Games-Workshop si las hubiere. Grande fue la visita al Battle Bunker de Chicago, pero eso es otra historia. Centrémonos en la que tenemos entre manos ahora.

En varias ocasiones, había hablado con varios colegas del hobby sobre la posibilidad de organizar un viaje a dicho evento. Nunca surgió ese momento. Pero este año una cosa cambiaría las intenciones por auténticos hechos. Mucho llevaba esperando la renovación de los eldars oscuros, así que cuando se comenzó a rumorear que este año se iban a presentar los nuevos Eldars Oscuros, no lo dudé.

Hablé con un par de generales de Aceradas, mi compañero de viaje en el Battle Bunker americano, Doctor Maul, y mi maestro oscuro Rainor, cuyo corazón negro reposaba hasta recibir el sustento del nuevo codex y decidimos no faltar a la cita. Los meses fueron pasando y los preparativos se hicieron (agradecer el gran esfuerzo de la novia del Dr.Maul). Aquí os dejo una fotito con una cerveza negra exquisita.

Dia 1

Pero parecía que no nos favorecía la suerte. El piloto del incursor de Rainor desapareció dejándolo tirado en su conquista de Paris, y no pudo regresar ni reunirse con nosotros. Para no ser menos, nuestro incursor fue saboteado por un asesino imperial (el mismo que mató al piloto de Rainor). Menos mal que después de 4 horas de espera en el espacio puerto, pudimos abrir el portal de la telaraña y aparecer en Birmingham.

Una ducha reparadora, pocas horas de sueño, una travesía en tren y por fin llegamos a nuestro destino, Nottingham. Y aunque en nuestra incursión faltaban dos personas, la suerte empezaba a sonreír. El hotel estaba muy bien situado, con una taberna llamada El Dragón muy buena con una cerveza negra excepcional!!

A la salida del bar, después de zamparnos una hamburguesa de lo mejorcito que he comido nunca, aderezada con esa pinta de cerveza, tuvimos la suerte de encontrarnos una avanzadilla de lo que nos quedaba por delante ¡una tienda Games-Workshop! Ahí compré la White Dwarf para tener algo que leer en el hotel. Y justo enfrente, había otra tienda, no recuerdo el nombre pero tenía muchas cosas de Rol, donde compré unos maravillosos dados color Lych Purple (color de la cábala Viento Solar) que tenían los puntos en color rojo sangreeeeeeeee, justo lo que necesitaba para mis futuros nuevos eldars.

Después de tantas emociones, decidimos tomar un café en un Starbucks (estaba todo juntito) para recuperar fuerzas. Una vez descansados, tomamos el rumbo hacia la sede central. Después de preguntar por aquí y por allí, logramos encontrar el autobús que nos llevaba hasta allí. A lo lejos, nos encontramos con un marine sobre una peana que nos indicaba nuestro primer destino.

Los nervios afloraban sobre una piel de gallina que quedaba tapada por una importante cantidad de ropa, ya que hacía un frío bastante importante.

El camino se bifurcaba en dos lugares a visitar: la taberna de Bugman y el Battle Bunker de la sede central. Una cosa interesante fue cuando pasamos delante de un edificio, al que hojeando un poco, subiéndonos sobre un poyete, pudimos observar que se trataba un taller donde se hacían moldes de miniaturas. A lo lejos se veían cajas con etiquetas, una de ellas ponía: Carnifexes Sprues (Matrices de carnifex) 😉 Nada nuevo aquí ¿verdad?

Entramos en la taberna Bugman donde nos tomamos unos batidos de frutas muy sabrosos, aunque algo caros la verdad. Todo sea sentarse en un sillón que habrá sido usado por nuestro Jervis. En una pared había un gran mural con la portada del paso de la Calavera. Como es normal entre tanto café, batidos y demás excitaciones del momento, sentí la imperiosa necesidad de ir al servicio.

El servicio, que por lo general no suele ser un sitio anecdótico en los bunkers, aquí no podía ser de otra forma. Típico en GW, mismo tipo mobiliario que en las tiendas, mismo aspecto de búnker, donde encima de cada urinario había una especie de cuadrito con dibujos de enanos (imaginaros lo que es cambiarle el agua al canario con un enano barbudo señalando hacia ti, justo a la altura de los ojos). Mis ojos giran buscando más dibujos y se quedan abiertos como platos cuando veo una máquina expendedora de condones ¡con sabor a fresa!

En un sitio donde sólo acuden los trabajadores y niños frikies, ver esa máquina me hizo desistir de tomar una cerveza allí ¡que nunca se sabe qué le pueden echar a la bebida en semejante lugar!

Salimos de la taberna infernal (al menos peligrosa sí que parecía después de desplegar semejante armamento), pasamos a la zona del battle búnker. ¡Menudo Battle Bunker!¡Qué cantidad de mesas lar a jugar! Lástima que fuera viernes por la tarde y no hubiera prácticamente nadie. Sólo se estaba jugando en una mesa; unos lagartitos monos se estaban enfrentando a unos demonios terribles. No sé el resultado de la partida, pero los demonios estaban muy bien pintados.

Una mesa me llamó la atención, era una mesa enorme, como 4.5x 2.5 metros aproximadamente. En un extremo se podían ver unas ruinas, por el centro como unos cráteres muy realistas y un titán totalmente reventado. Hacia el otro extremo había una fortaleza imperial. Pero todo esto lo estaréis viendo en la foto, que una imagen vale más que 100 palabras (especialmente si son mías).

Lo que no estáis viendo en la foto, es que por detrás de la fortaleza había excavadoras y grúas que estaban desterrando un artefacto Eldar. Pobres incautos humanos, no saben lo que iban a despertar!!

Después de pasar por la tienda donde cayeron 121 libras en artefactos de Forgeworld, decidimos salir de la tienda, sólo para encontrarnos el símbolo imperial sobre un frontal del edificio, protegido por un valioso defensor del imperio, aunque sólo es un simple juguete en mis manos.

Pensábamos que el día se había acabado, pero aún quedaba una sorpresa para acabar el día, algo que sólo podía ocurrir en el viejo mundo de Nottingham, una mezcla de Caballero Jedi con el aroma del Fray Tuk de Sherwood.

Vale, vale, sé que soy un tío tela de indiscreto en alguna de las fotos que hago de viaje, pero es que no lo puedo remediar ¿qué opináis vosotros de este personaje? Os aviso que no es la última foto extraña que vais a ver si decidís seguir leyendo y no os habéis aburrido hasta ahora.

Ya de regreso al hotel, nos dimos cuenta quedos edificios más abajo, había un bar de copas con cierto espectáculo Slaneeshesco. Pero esa será otra historia, o puede que no salga ni una palabra de mis labios

Día 2

Al día siguiente nos tocó un poco de visita cultural sobre Nottingham. Es curioso porque por cada sitio a visitar, o incluso cerca de ninguna parte de la ciudad, hay carteles con historias sobre Robin Hood. En alguna que vimos recuerdo que contaba una historia sobre cómo sus hombres tuvieron que rescatarlo porque le gustaba ir a la ciudad sin disfrazarse y por eso, lograban capturarlo fácilmente.

Para no aburrir mucho más al personal, sólo contaré lo más importante e interesante ;), como esa tienda de un chocolate exquisito, o ese bar de tapas español y un sin fin de cosas. Por la tarde logramos encontrar una catedral que en el 2003 fue comprada reformada por un tío asquerosamente rico. El caso es que la han reformado y la han convertido en un bar de copas.

Yo sólo me tomé un té para no profanarla. A la salida del bar Cathedral, volvimos a entrar en el ambiente del viaje, ya que nos encontramos con una unidad de Eldars Oscuros en toda regla.

¿Qué pensáis de esta banda de Necromunda? Sin duda alguna, están ultimando un plan de ataque. Pobre fortaleza la que sea su destino, pues no tendrían salvación ninguna 😉

Día 3

Y por fin llegó el gran día, el día esperado. Todos nuestros planes, todo el tiempo invertido en la incursión, toda la ilusión de la carnaza nueva, llegó a si fin. Por fin el Games Day sabría quien era yo, y los empleados de la GW me acabarían temiendo je, je.

Tuvimos mucha suerte y el hotel que habíamos escogido, estaba a sólo 3 minutos andando del evento (aunque eso lo descubrimos a la vuelta, porque a la ida gastamos 10minutos para ir a la estación de tren en una lanzadera del hotel, y otros 15 minutos andando desde la estación del tren hasta el pabellón correspondiente del Nec XD).

El caso es que después de esperar más de una hora de cola, y gritando como cualquier otro más (imaginaros el sonido de más de 1000 gargantas gritando a la vez), empujando a diestro y siniestro pudimos entrar en el pabellón.

En verdad, el Games Day tiene 2 pabellones de forma conjunta. En el primer pabellón estaban las mesas de juego (sí, mesa de juego donde puedes jugar si llevas un ejército), también alguna que otra mesa “especialista” (había una mesa de carrera de vehículos gravitatorios orkos muy chula).

En este pabellón también estaba la zona de la Black Library donde a primera hora se encontraban los autores de los libros que nos gusta leer (Graham McNeil, etc.) firmando ejemplares nuevos a adquirir o ya adquiridos. Lástima que no llevara ninguno 🙁 La próxima vez no se me olvidará je.

Había una zona, unas 10 mesas consecutivas, donde la gente se sentaba para realizar conversiones con trozos de matrices sueltas. Obviamente, había gente que se metía trozos de matrices (e incluso matrices completas), en sus bolsas. Yo me pasé a última hora y pillé un par de ellas, haciendo un movimiento indiferente con la mano y la bolsa del Dr. Maul.

En el centro del pabellón había una estatua de un marine, donde la gente dejaba los estandartes hechos a mano que llevaban (había uno de la hermana Celestina sobre fondo negro que parecía hasta hereje). Lamento decir, que con la extinción del momento y de la búsqueda de Phill Kelly y sus nuevos eldars oscuros, se me pasó hacer una foto de la estatua. Sorry.

Para terminar, en el pabellón nos queda la zona de compras (un poco decepcionante, sí era grande, pero no estaban todos los productos, ¡no había un príncipe demonio de los nuevos!, ni había ninguna clase de oferta, ¡ni por los eldars oscuros de los antiguos!). Yjusto en frente, la zona de novedades de Forgeworld ¡maldigo a Slaaneesh por no haberme llevado mi agonizador para abrirme hueco!

Cruzando el pasillo de unión entre ambos pabellones, había una zona donde podías montar y convertir tus propias compras (que como no había ninguna oferta ni ningún eldar oscuro nuevo no me pillé nada). Y, por fin llegamos al segundo pabellón, sin duda el mejor desde mi punto de vista.

Lo primero que te encontrabas era dos grandes mesas de fantasy, una con la batalla de Altos Elfos y Skaven de la White Dwarf de este mes. Impresionaba ver la mesa en directo, esos tres dragones, los tres navíos (¡yo quiero hacerme uno con los nuevos incursores!), y tantas miniaturas sobre la mesa.

La escenografía era algo también bastante espectacular. Lástima de las vallas que separaban la mesa del público, porque me hubiera gustado acercarme más.

Justo al lado, había otra gran mesa de fantasy. Un asedio de las fuerzas del caos a una fortaleza imperial con fuertes daños estructurales. Sin duda los defensores estaban en una situación desesperada, y sólo la intervención del emperador (o refuerzos) podría evitar que los fieles fueran pasados a cuchillos. En esta mesa cabe destacar las Torres de asedio que aunque espectaculares, ¡eran tan grandes como los torreones más altos!

Y por fin, después de más de 6 años esperando, ¡puede ver la portada de un nuevo codex Eldar Oscuro! En una mesa, con varias matrices de plástico, con un libro de ilustraciones de Jess con el desarrollo de los conceptos Eldars Oscuros, al lado de una vitrina con las nuevas miniaturas expuestas pintadas (las nuevas miniaturas pero no todas las que van a venir en la primera ola). Allí estaban los guerreros, las wytches, los nuevos íncubos (sin duda las miniaturas que menos me gustan, esos cuernos del caos no me convencen), esos magníficos incursores y esas fantásticas motos nuevas 😉 os podría poner muchas fotos que hice, pero ninguna al nivel de las que hay en Internet, así que no lo haré. Aunque sí haré será poner la siguiente foto que veis a la izquierda de este texto: Phill Kelly con su última obra maestra 😉

Sin duda alguna, había elegido el Games Day apropiado jejeje. Fue un placer hablar con Phill Kelly y con Jess Goodwin, son unas estupendas personas. Además, así también me enteré de primera mano de los nuevos eldars oscuros. Mucho hay para hablar de ellos, pero eso es otra historia. En la mesa también se encontraba un poco de transfondo nuevo y algunas reglas, seguramente ya lo hayáis oído todo, así que no me explayaré en eso.

Sí que me gustaría hacer algunos comentarios al respecto. Por lo que se sabe aún, lo que leí en las hojas que me dejaron leer, y por lo que estuve hablando con mi amigo Phill XD, lo más importante para mí es que los eldars oscuros mantienen su esencia. Parece que siguen teniendo esa esencia de martillo de cristal. Golpearán fuerte, muy fuerte, pero son un vaso de cristal.

Los guerreros básicos tienen una salvación de 5+, así como el arconte (sí, un 2+ invulnerable también pero al primer 1 se pierde todo). Las nuevas motos salvan también a 5+, ¿os la imagináis en un CaC? Las brujas siguen con su salvación de 6+ (y ahora que no se pueden consolidar en otra unidad, deben estar un turno a disparo después del combate).

El blindaje más alto de un vehículo es 11 (devastador) y del resto sigue siendo 10 (incursores y un nuevo caza) y creo que el escudo de oscuridad no quitan esos 15 cm cruciales para su supervivencia (ahora creo que da un 5+ invulnerable), pero eso no evitará que una fusilada de bolter lo tumben.

Son así de frágiles, es un ejército que si todas las unidades no actúan a la vez y con un plan, no sales vivo del campo de batalla. Un error y no tienes tiempo de reacción. Son potentes, sí señor, lanzas oscuras (se acabó las unidades de 10 con 2 lanzas), lastres (45cm ahora), pistolas blasters, íncubos con sus armas de energía y muchos disparos cristalinos que son envenenados, pero no resisten un contra-ataque. Tiene motos que mueven hasta 90 cm, incursores que moverán más de 60 cm (2D6 pulgadas adicionales),pero frágiles como el cristal. Eso es lo que más me gusta, que siguen manteniendo su esencia.

Para terminar, os dejo un par de fotos más de las frikies que me hice durante el evento. Espero que no os haya aburrido hasta límites insospechados.

Hasta luego amigos!!!

Un comentario

  1. Me ha gustado mucho el articulo y me gustaria hacerme una de esas torres de asedio tan chulas. ¿ Serias tan amable de enviarme la foto con mayor resolucion para p`poder ver mejor los detalles ? Un saludo.